Tesla busca comercializar sus vehículos en Israel

0
102

A pesar de los múltiples detalles que todavía muestra o padece el automovilismo eléctrico, la empresa estadounidense Tesla sigue apostando al crecimiento y expansión de la misma. Por eso acaba de fijarse una nueva meta, comercializar sus vehículos en Israel.

Mario Beroes R./Israel Internacional.-

La pregunta en el aire es si el Estado de Israel está preparado, por lo menos a nivel tecnológico así pareciera, para comenzar a ver en sus calles, avenidas y autopistas, vehículos eléctricos de dicha marca de los EE.UU. Por ahora, Tesla cuenta con los permisos o la autorización de importación, lo que indica que la misma es inminente.

El lanzamiento de estos vehículos en un país como Israel implica, en primer lugar, la creación y desarrollo de una estrategia de Superchargers para la nación hebrea, es decir, que sus clientes puedan viajar por el país sin problema alguno.

Los Superchargers son el sello de identidad de la marca y que a día de hoy sigue siendo una diferenciación muy importante respecto a otros fabricantes.

Por otra parte, también se requiere como mínimo contar con un Servicio Central o Service Center, así es como se llaman los talleres oficiales de Tesla donde se da soporte técnico a sus clientes, al igual que contar con al menos una tienda, aunque en ocasiones el Service Center puede hacer esa función también.

Por el momento, se ha sabido que estos dos puntos están siendo trabajados por Tesla desde hace unos meses, donde el primer Supercharger y Service Center estarán ubicados en la capital de Israel, Tel Aviv.

El periódico israelí, Globes, ha señalado que Tesla recibió la aprobación para importar a Israel sus coches.La nota explica que «el fabricante estadounidense de automóviles eléctricos Tesla está comenzando en 2021 como importador oficial de automóviles en Israel».

Las fuentes informan a “Globes” que Tesla ha recibido una licencia del Ministerio de Transporte para las importaciones comerciales de sus vehículos, lo que le permite comenzar una operación de importación completa sin límite de volumen. Hasta ahora, Tesla ha operado en Israel como un “pequeño importador”, lo que le permite colocar hasta veinte vehículos, principalmente para pruebas. Esta es la primera vez que un fabricante de vehículos recibe una licencia para la importación y comercialización directa de vehículos en Israel, en lugar de hacerlo a través de un distribuidor local o en asociación con un distribuidor “.

Se espera que Tesla empiece a vender por el momento tan solo un modelo, probablemente el Tesla Model 3 a un precio estimado de 250.000 sequel, que en dólares supone aproximadamente unos 78.000 dólares, un precio bastante elevado que encarece el coche final por el coste de importación e impuestos que marca el país.

Y he ahí el «pequeño detalle» por el cual este tipo de autos no ha tenido la acogida esperada. Entre los costos y el contar con una infraestructura que garantice el buen desempeño del vehículo, las ventas no han sido las esperadas por los directivos de Tesla. Habrá que ver cómo reacciona el mercado automotor israelí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here