Corte Penal Internacional no tiene jurisdicción para maltratar a Israel

0
14

«La Corte Penal Internacional [CPI] está infectada por prejuicios políticos y es un instrumento para la negación palestina de la soberanía judía«, como explica el Director de Relaciones Internacionales del Centro Wiesenthal, Simon Samuels.

Redacción Israel Internacional.-

El Centro señaló que “Estados Unidos e Israel nunca se unieron a la CPI, previéndose  ser puestos en el banquillo de los acusados”  “Esto se convirtió en una realidad cuando ‘Palestina’ se unió al Estatuto de Roma en junio de 2014 y lanzó una serie de comunicaciones para manipular la Corte para atacar a Israel, a pesar del estatus palestino de fronteras no estatales, no soberanas y no definidas».

En una carta del 9 de abril al grupo de presión británico Conservative Friends of Israel, dijo que si bien el gobierno es uno de los «partidarios más fuertes» de la CPI y respeta la independencia de la corte, se opone a la investigación.

“No aceptamos que la CPI tenga jurisdicción en este caso, dado que Israel no es parte del Estatuto de Roma y Palestina no es un estado soberano”, escribió. «Esta investigación da la impresión de ser un ataque parcial y perjudicial contra un amigo y aliado del Reino Unido».

La CPI anunció en marzo que investigaría posibles crímenes de guerra cometidos por Israel y palestinos, específicamente relacionados con la «Operación Margen Protector» en el verano de 2014.

El grupo Conservative Friends of Israel dio la bienvenida a la oposición del Premier Boris  Johnson a la investigación.

«La investigación ha sido condenada con razón», dijeron sus líderes en un comunicado. «Como afirma el primer ministro, la CPI no tiene jurisdicción y apoyamos la decisión del Reino Unido de apoyar a Israel en contra de la investigación».

En respuesta a los comentarios de Johnson, la misión de la Autoridad Palestina en Londres dijo el miércoles que su carta «marca un punto bajo en las relaciones entre el Reino Unido y Palestina y socava la credibilidad del Reino Unido en el escenario internacional».

“La carta contradice el derecho internacional. Es una contradicción de la política británica ”, dijo la misión. “Subvierte el orden global basado en reglas. Y retrasa los esfuerzos para asegurar una paz justa y duradera en Palestina. … Si el Sr. Johnson cuestiona esto, cuestiona la legitimidad del tribunal».

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here