Israel da a conocer fábrica en El Líbano donde Hezbollá fabrica armas

0
583

El Ejército de Israel publicó detalles sobre una instalación en el Líbano donde el grupo terrorista Hezbollah fabrica armamento y misiles guiados con precisión.

Mario Beroes/Israel Internacional

La acusación se produce tras el repunte de tensión con intercambio de fuego militar entre Israel y la organización extremista libanesa el domingo 1 de septiembre, tal como lo detalla la agencia española de noticias EFE.

El recinto «fue establecido hace unos años por Irán y Hezbollah» y está en Nabi Chit, una localidad situada en el valle de la Bekaa, en el este del Líbano y fronteriza con Siria, según un comunicado militar.

«Últimamente se han identificado diversas actividades para facilitar la fabricación y conversión de misiles guiados con precisión» en ese lugar, donde Israel acusa a Hezbollah de tener «una línea de montaje para armas de precisión» y «máquinas diseñadas para fabricar los motores y ojivas de misiles».

Irán también participaría

Asimismo, acusa al régimen de Irán de «suministrar máquinas especiales» e «instruir» para la fabricación de armamento «con un asesoramiento continuo».

El complejo, asegura, «es de importancia superior para el proyecto de misiles con precisión de Hezbollah», ante lo que el grupo terrorista, «por temor a ataques», trasladó parte de sus materiales más valiosos a zonas civiles de Beirut.

El Ejército israelí ya publicó la semana pasada información detallada sobre lo que considera que es un elaborado proyecto de fabricación de misiles que Teherán lidera en el Líbano junto a Hezbollah.

Según las Fuerzas Armadas, en 2016 la República Islámica comenzó con un contrabando de componentes para convertir, en suelo libanés, los cohetes del grupo terrorista en misiles guiados con precisión, detalla el portal argentino Infobae.

Durante los últimos meses, Irán y Hezbollah incrementaron sus esfuerzos para producir estos misiles en distintas ciudades libanesas, incluido Beirut, explicó el jueves pasado el portavoz del Ejército israelí, Jonathan Conricus.

Hace poco más de una semana cayeron dos drones israelíes en los barrios del sur de Beirut, considerados feudo de Hezbollah en la capital, según afirmaron el propio movimiento y el gobierno libanés, aunque Israel no ha asumido la autoría del incidente, lo que desató un repunte de tensión entre los dos países vecinos que tuvo su punto álgido hace dos días.

Este domingo 1, Hezbollah lanzó varios misiles antitanque hacia una base y vehículos militares israelíes desde el Líbano, tras acusar a Israel de haber entrado poco antes en el espacio aéreo libanés con un avión no tripulado que provocó un incendio.

Intercambio de fuego

Israel respondió al ataque con cien morteros contra objetivos y puntos desde donde se había disparado.

El cara a cara entre el Líbano e Israel, que no mantienen relaciones diplomáticas y formalmente están en guerra, tiene lugar en un aumento de la tensión regional con Irán, al que Israel considera una amenaza, y que apoya a Hezbollah, además de haber incrementado su presencia en la vecina Siria, junto al régimen de Damasco.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here