Es «Inimaginable» un encuentro Trump-Rohani en Cumbre del G-7

0
312

«No estamos buscando simplemente tomarnos una foto con alguien», enfatizó el presidente iraní, para poner fin al entusiasmo que existía tras la Cumbre del G-7

Apolinar Martínez/Israel Internacional

Si la visita sorpresiva del canciller iraní Javad Zarif, a la cumbre del G-7 en Biarritz, invitado por el anfitrión del evento, el presidente francés Emmanuel Macron, había creado cierto ambiente de optimismo, en cuanto a la posibilidad de que se abriera un cauce para el reinicio de las conversaciones de Estados Unidos y el país islámico, esta opción parece completamente cerrada por el momento.

El optimismo de Trump

Aun cuando Trump no se reunió con el canciller iraní, pese a señalar que “había sido informado de la invitación por el presidente Macrón, quien si habló largamente con Zarif, las palabras del presidente norteamericano hicieron renacer cierta esperanza. Trump aseguró tener “buenas sensaciones” en cuanto a la opción de volver a reunirse.

La tensión entre Irán y Estados Unidos crece desde que Trump decidió retirarse de forma unilateral del pacto nuclear y volver a imponer castigos, pese a que los iraníes cumplían todo lo firmado, según los informes del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA).

«El cambio de nuestro comportamiento con aquellos que impusieron sanciones a la República Islámica de Irán y cometieron terrorismo económico comienza con su arrepentimiento», declaró Rohani en un discurso televisado en el que puso la pelota en el tejado de Washington para intentar reconducir la situación.

Zarif dio la primera puntada

Ya en Biarritz el canciller adelantó lo que sería la posición de su gobierno: Es «inimaginable» una reunión entre los presidentes de Irán y Estados Unidos hasta que Washington cumpla con sus compromisos del acuerdo nuclear de 2015, según recogió la agencia oficial iraní Irna.

«Es necesario implementar acuerdos previos y sobre esto no hemos visto ninguna señal especial», apuntó el jefe de la diplomacia en alusión a los castigos de Trump, que cada vez se hacen más duros e impiden a los iraníes, entre otras cosas, poder vender petróleo, su principal fuente de ingresos.

Rohani lo determina

El presidente iraní Hasan Rohani fue mucho más enfático. Rohani dijo en un discurso televisado que «no estamos buscando simplemente tomarnos una foto con alguien» y señaló que Estados Unidos debe dar el primer paso y retirar todas las «sanciones ilegales» antes de reemprender el diálogo. 

En otras palabras, diálogo por ahora es una cosa bien distante

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here