HBO «recrea» conflicto en la Franja de Gaza

0
473

El conflicto en Gaza pareciera no terminar nunca. Quizás por la «enorme cantidad de odio existente entre árabes y hebreos, que ahí conviven, o que se ven obligados a convivir, no pareciera vislumbrarse una solución pacífica a mediano plazo; ni siquiera a largo.

Mario Augusto Beroes Ríos/Israel Internacional

En el verano de 2014 tres adolescentes judíos (dos de 16 y uno de 19 años), estudiantes de Yeshiva, fueron secuestrados. Tras 18 días de una intensa búsqueda por parte de la policía y el ejército, una cobertura mediática durante las 24 horas y multitudinarias movilizaciones y rezos colectivos para acompañar a los familiares, los tres cuerpos fueron encontrados sin vida en la zona de Hebron.

Se desató entonces una violenta campaña anti-árabe que derivó en una guerra a gran escala en la Franja de Gaza. El conflicto se inicia el 8 de julio de 2014 cuando las las Fuerzas de Defensa Israelí (FDI), lanzaron la Operación Margen Protector​ sobre territorio gazatí, debido a una escalada de tensión en dicho conflicto.

Este conflicto ha sido el de mayor envergadura en la Franja de Gaza en todo el siglo XXI y uno de los mayores que ha experimentado en su historia reciente.

El conflicto siguió una cadena de eventos que se iniciaron con el secuestro y asesinato de tres adolescentes israelíes en un asentamiento judío en Cisjordania en junio de 2014. Este es el punto de partida de la miniserie de 10 capítulos de HBO (Home Box Office), estrenada el pasado lunes 12 en los Estados Unidos y el viernes 16 en América Latina, con la emisión de los dos primeros capítulos.

HBO apuesta a temas basados en hechos reales para llenar el hueco dejado por Chernobyl. Ahora es el origen del conflicto entre la Franja de Gaza e Israel en 2014 con la miniserie que lleva el nombre de Our Boys.

La serie muestra los eventos del verano de 2014, cuando tres adolescentes judíos son raptados y asesinados por presuntos militantes de Hamas. Israel está en shock, agitado y furioso. Dos días después, el cuerpo quemado de un adolescente palestino de la parte oriental de Jerusalén es encontrado en un bosque a las afueras del oeste de la ciudad. 

«Como muchos israelíes, creemos que recordamos muy bien lo que pasó (el inicio del conflicto), pero durante la investigación y durante el trabajo, entendimos que este evento es mucho más complicado de lo que creímos sería. Tratamos de investigar, psicológica y socialmente mucho más sobre este evento para llegar al fondo del mismo. Para no ser sólo la historia del progreso del crimen sino una exploración más profunda sobre los crímenes de odio, lo cual actualmente es muy, pero muy relevante alrededor del mundo», expresó Hagai Levi, creador de la serie al portal Cine Premier de México

La serie es idea de Hagai Levi, irsaelí quien ha trabajado anteriormente con HBO en la serie En terapia, (basada en la serie de Israel BeTipul); el cineasta palestino Tawik Abu Wael, Joseph Cedar un escritor y director israelí nacido en Nueva York y el productor y ejecutivo de televisión Avi Nir.

La serie fue filmada en su totalidad en Israel y hablada en hebreo y árabe, por lo que es una apuesta arriesgada para HBO pero necesaria para el desarrollo de la historia, de acuerdo a Avi Nir.

«No creo que hayamos discutido la opción de hacer la miniserie en inglés. El show está muy arraigado en matices y culturas de lugares muy específicos. Fueron muchas escenas que se rodaron en locación, por lo que la presencia ahí tiene mucha importancia para nosotros al igual que el lenguaje. Y nuestros escritores así desarrollaron los diálogos y la historia, así sea Tawfik en árabe o Hagai en hebreo, creo que las palabras tienen mucha, pero mucha importancia.»

La serie sin duda aborda uno de los conflictos más sensibles, recientes y desgarradores en la historia de Israel y Palestina, que incluso dentro de esta ola de crímenes de odio que ha azotado a Estados Unidos es un reflejo histórico que no habría que pasar por alto, pero ¿cómo aproximarse a estos eventos para hacer una serie dramática pero que no fuera totalmente un documental, el tener esa inquietud artística pero a la vez ser respetuoso con la historia

«Por eso nos tomó tantos años el realizar la serie y es quizá la producción más dura en la que hayamos trabajado cualquiera de nosotros. Es paso a paso. Te preguntas cada segundo si tu corazón está en el lugar correcto, que tan preciso eres. Y cuando logras ser preciso y lo suficientemente sensible, entonces creo que nos sentimos tranquilos. Pero también es algo que no va a ser fácil para todos los que vivieron esos horribles eventos, pero creo que lo hicimos con la integridad y responsabilidad que se requería», explica Hagai Levi

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here