Elecciones en Israel: ¿juego trancado?

0
33

A pocos días de realizarse en Israel las cuartas elecciones en menos de dos años, resulta pertinente recordar algunos hechos resaltantes, las características palpables y específicas de éstas, así como plantearnos algunas oportunas reflexiones.

Beatriz de Rittigstein/Israel Internacional.-

La enorme atomización del espectro político israelí que, en cierta medida responde a lo heterogéneo de su sociedad, está generando una imprudente crisis de gobernabilidad que se traduce en una parálisis en la elección del poder legislativo y por ende, en la constitución del poder ejecutivo, pues para formar un gobierno se necesita que, por lo menos, 61 de los 120 miembros de la Knesset (Parlamento), lo apoye y, desde el renacimiento de Israel, ningún partido en solitario ha podido establecer un gobierno; hasta los momento, siempre ha sido imperativo una coalición para gobernar; depende de qué tan grande sea la coalición para distinguir la fortaleza de una administración.

Por eso mismo, con urgencia, para destrabar esta situación y que no conlleve a unas quintas elecciones, implicaría que la Knesset que resulte de los comicios de la próxima semana, se proponga una reforma electoral que, entre otros varios aspectos, contemple un número mínimo de miembros para la formación y admisión de nuevos partidos políticos; no más de dos períodos consecutivos de una misma persona en el cargo de primer ministro; y, elecciones internas dentro de cada partido como un modo de fortalecer al sistema democrático.

Las elecciones de este 23 de marzo tienen como una de las características más resaltantes y que la diferencia de las otras tres anteriores es a Biniamin Netanyahu en el centro de la propia elección que va desde los que lo siguen respaldando hasta quienes lo adversan. De hecho, muchos ciudadanos piensan que Netanyahu cumplió de manera extraordinaria sus funciones como dirigente cabal; antes del coronavirus hubo una bonanza económica.

En cuanto a las relaciones exteriores, estas se vigorizaron con varios países de Europa, América Latina, África y países musulmanes de Asia que integraban la ex URSS; en días recientes vimos el reconocimiento de Kosovo que abrió su embajada en Jerusalén; los Acuerdos de Abraham y el inicio de relaciones con Emiratos Árabes Unidos, Bahréin y Sudán, sumado al reinicio de relaciones con Marruecos.

También, el año pasado, mientras permanecimos encerrados, Netanyahu sostuvo arduas negociaciones con Pfizer, lo cual está permitiendo la masiva vacunación de los israelíes y la caída de los casos de contagio. Sin embargo, pese a estos logros, son muchos los que opinan que ya es tiempo del retiro de Netanyahu, que fue suficiente y que la regla de oro de una democracia está en la alternabilidad.

Otra de las características que define a estas elecciones es que se realizan en pandemia, con lo cual, el organismo electoral ha tenido que aumentar el número de los centros de votación. Además, con la finalidad que los contagiados con Covid-19 y los que están cumpliendo una cuarentena puedan emitir su voto, se implementará un mecanismo que permita la votación desde su carro.

Adicionalmente, es preocupante que Israel se enfrente a un incremento de la abstención, pues el hartazgo ante los políticos de cualquier signo que no se ponen de acuerdo en temas sensibles y en ciertas líneas básicas, molesta sobremanera a la gran mayoría de los ciudadanos.

La ineludible responsabilidad de los líderes israelíes es poner fin a la inestabilidad que viene reinando en estos dos últimos años, con el objetivo que, por fin, puedan emprender programas y desarrollos imperiosos para el país, especialmente en estos momentos en que todo indica que se está venciendo exitosamente a la pandemia.

Será indispensable tomar numerosas medidas con el fin de reactivar la economía, revisar los sistemas de salud y recomponer la tan golpeada educación, entre tantos aspectos primordiales para retomar el alto nivel de vida que anteriormente los israelíes habían alcanzado.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here