El conflicto entre israelíes y palestinos ¿Por qué?

0
374

El conflicto árabe-israelí es uno de esos temas que pareciera no tener una solución, ni siquiera a muy largo plazo. Es un problema complejo, donde el odio prevalece sobre cualquier tipo de lógica o razonamiento.

Mario Augusto Beroes Ríos/Israel Internacional

¿Por qué árabes e israelíes viven en permanente conflicto? ¿Qué impide llegar a una solución? ¿Qué razones argumenta cada uno? Para entender todo esto, hay que remontarse al pasado.

Todo comienza luego de la Primera Guerra Mundial

La región palestina era originalmente gobernada por el Imperio Turco Otomano, que tuvo la idea de aliarse con Alemania en la Primera Guerra Mundial. 

Como consecuencia de su derrota durante dicha guerra, el Imperio tuvo que cederles el territorio a los vencedores, de modo que Francia e Inglaterra se repartieron el antiguo territorio otomano y la tierra de ambos lados del río Jordán pasó a manos británicas.

Luego de la Segunda Guerra Mundial, (entre 1939 y 1945), uno de los grandes asuntos que había que resolver era el mandato de Inglaterra sobre el territorio Palestino.

Los nacionalistas árabes creyeron lógico que Palestina fuera declarada independiente, cosa que los británicos habían prometido, pero el Secretario de Estado de Relaciones Exteriores británico también había acordado, en 1917, darle una porción de tierra en la región palestina a los judíos, con quien los árabes mantienen antiguas rivalidades religiosas.

La Organización Sionista Mundial, reunía a los judíos que luchaban por el restablecimiento de una patria para el pueblo judío, a través de la formación de un Estado moderno en lo que ellos consideraban Tierra Judía, hasta ese entonces Palestina.

Ellos exigieron a Inglaterra que cumpliera con su promesa. El movimiento llamado sionismo había comenzado a formarse a finales del año 1800, influenciando a muchos judíos de todo el mundo a regresar a Palestina y reclamar su antiguo derecho sobre esas tierras.

¿Por qué los judíos consideraban a Palestina como su tierra?

Los hebreos llegaron a Palestina el segundo milenio antes de Cristo. En 930 a.C, el Estado judío se separó en dos reinos: Judá e Israel. El primero fue conquistado por los asirios y el segundo por los babilonios. En años posteriores, el territorio fue ocupado por persas, griegos y romanos, hasta que en el año 70 de la era cristiana, estos últimos expulsaron a los judíos de Palestina, iniciándose su dispersión por el mundo. A esto se le llama diáspora.

El sueño de volver a estas tierras está presente desde esos tiempos en la historia israelita. El principal argumento que tendrían para hacerlo, es religioso e histórico. El argumento religioso de los israelitas parte de «la creencia en una Tierra prometida por Dios, que forma una parte nada despreciable de la fe esencial de Israel desde hace casi 4.000 años, aunque no haya sido vivida siempre de la misma manera. El patriarca Abraham, ya en el siglo XVIII antes de Cristo, contempló esa tierra como parte de la promesa que Dios le había hecho y que se cumpliría a través de su hijo Isaac».

Presentamos, a continuación, un video de Gabriel Ben-Tasgal, que trata el tema.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here