Directora de la CIA se reúne con miembros de AP

0
314

La directora de la Central de Inteligencia Americana (CIA), Gina Cheri Haspel, visitó en secreto la Muqata, en Ramallah, sede de la Autoridad Palestina (AP), en Cisjordania, un día después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, presentara su plan de paz para resolver el conflicto israelí-palestino, el llamado “Acuerdo del Siglo”.

Israel Internacional

Según el reporte de la emisora estatal israelí Kan, Haspel se reunió con altos funcionarios palestinos, donde se le transmitió la amenaza de la AP de cortar los lazos de seguridad con Israel y EE.UU.

La visita de Haspel estuvo centrada en la respuesta palestina al plan de Trump. La directora de la CIA no se reunió con el presidente palestino, Mahmoud Abbás, sino con el jefe de la Inteligencia General palestina, Majad Farag. El mensaje transmitido por los palestinos durante el encuentro fue que el vínculo entre el aparato de seguridad palestino y la CIA continuará y no se verá dañado. También se señaló que la coordinación de seguridad entre Israel y la AP sigue en pie.

Fuentes palestinas indicaron que Haspel también se reunió con altos funcionarios israelí. La Administración norteamericana aún no descongeló la ayuda de 180 millones de dólares que el Congreso de Estados Unidos autorizó transferir al aparato de seguridad de la Autoridad Palestina, añade el portal www.aurora.co.il.

Mientras tanto, la Liga Árabe rechazó en El Cairo, el plan de paz de Trump e instó a sus miembros a no cooperar con el mismo. Al final de la reunión de los ministros Exteriores de los países árabes se publicó un comunicado en el que se expresa que la iniciativa estadounidense no sirve para el alcance de una paz permanente, justa e integral y “no cumple el mínimo de los derechos y las aspiraciones del pueblo palestino”.

La Liga Árabe subrayó que la base para la paz es alcanzar por medios de negociaciones una solución de dos estados y el establecimiento de un estado palestino soberano sobre las fronteras de 1967, con su capital en Jerusalén oriental. La Liga Árabe también advirtió a Israel que no implemente por la fuerza los artículos del plan.

Durante la reunión, el presidente palestino, Mahmud Abbás, aseguró que Israel no es un Estado judío. El líder de la AP argumentó que en Israel hay alrededor de dos millones de rusos cristianos y añadió que entre los inmigrantes de Etiopía hay una pequeña minoría que son realmente judíos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here