Descubren la ciudad de David

0
475

“He trabajado durante 23 años en la antigua ciudad de Gath y no deja de sorprenderme”, señaló el arqueólogo jefe Aren Maeir, al descubrir fortificaciones que datan de tres mil años

Apolinar Martínez/Israel Internacional

Si alguna ciencia produce satisfacciones al ser humano es la arqueología por cuanto permanentemente revela, en su estudio de las civilizaciones antiguas, en el estudio de monumentos, obras de arte o utensilios, grandes descubrimientos que contribuyen al conocimiento de nuestros predecesores.

Tal es lo que acaban de mostrar arqueólogos israelíes quienes trabajaban en un yacimiento ya excavado en la antigua ciudad de Gath, y de pronto, por accidente, descubrieron que justo debajo del sitio en que se encontraban existían fortificaciones masivas que datan de hace tres mil años, desde la época de los filisteos

La ciudad de Goliat

Según el Libro de Josué, la tierra de los filisteos estaba en el suroeste del Levante, compuesta por las cinco ciudades-estado de Gaza, Ashkelon, Ashdod, Ekron y Gath, desde Wadi Gaza en el sur hasta el río Yarkon en el norte. Fue a partir de esta designación que todo el país fue llamado más tarde Palestina por los griegos.

Las excavaciones de la antigua ciudad de Gath, que fue la ciudad más grande del país durante los siglos X al XIX, se encuentran en las estribaciones de Judea, entre Jerusalem y Ascalón. La antigua ciudad fue destruida y capturada en el año 830 a.C. por Hazael, el rey de Damasco.

“Durante todo el tiempo tuvimos esta ciudad más antigua y gigantesca que se escondía a sólo un metro debajo de la ciudad que estábamos investigando”, dijo Maeir.

El descubrimiento posiblemente proporciona evidencia que relaciona a la ciudad desenterrada bajo Gath con el gran antagonista bíblico y campeón filisteo Goliat, quien fue derrotado por David de Belén, el eventual segundo rey de Israel y Judá.

Todo lleva su nombre

Los fragmentos de cerámica encontrados a lo largo de la excavación llevan el nombre de Goliat, y los muros desenterrados que el rey israelita Saúl habría visto al acercarse a la gran ciudad bíblica, son de gran tamaño – jugando directamente con la narración de la antigua batalla y los relatos sobre los filisteos de Gath y los filisteos del reino israelita bajo el dominio de Saúl.

El descubrimiento arqueológico apunta a la posibilidad de que las excavaciones anteriores de Gath pudieran haber sido las de otra ciudad construida sobre el Gath descrito en la Biblia, lo que posiblemente también mostraría que la ciudad de Gath alcanzó su punto álgido a una edad mucho más temprana de lo que los expertos creían originalmente.

“Sea lo que sea, es enorme. Es como si el sitio de Gath a principios de la Edad de Hierro eclipsara a la ciudad posterior”, dijo el líder de la expedición y arqueólogo jefe Aren Maeir a Haaretz

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here