Anexión de Samaria y Judea tiene a julio como «fecha objetivo»

0
193

Benjamín Netanyahu parece estar hecho para los grandes acontecimientos y los tropiezos no parecen amilanarle.

Apenas salido del Tribunal donde se le sigue juicio por corrupción y cohecho, y al reunirse con los dirigentes del Likud, expresó:

“Por primera vez desde 1948, existe una oportunidad histórica de aplicar la soberanía por consenso como un acto diplomático y soberano del Estado de Israel en Judea y Samaria”, dijo Netanyahu. “Esta es una oportunidad que no debe ser desperdiciada”.

Netanyahu le dijo a los MK´s de Likud que “la fecha objetivo es julio y no vamos a cambiarla”.

El acuerdo de coalición entre el Likud y Kajol-Lavan establece que el 1 de julio es la fecha más temprana en que Netanyahu puede votar para anexar el acuerdo.

Respuesta a las objeciones del Plan de Paz

Los comentarios de Netanyahu fueron probablemente en respuesta a las objeciones al Plan de Paz del presidente de los Estados Unidos Donald Trump por la derecha israelí, especialmente el Consejo del Yesh.

El director general del Consejo Yesha, Yeghal Dilmoni, dijo que los EE.UU. rechazan los intentos de los líderes de los residentes de los poblados israelíes en Judea y Samaria de cambiar el mapa del plan de paz de Trump para Israel.

Funcionarios de EE.UU. e Israel están ahora mapeando esta área en el Área C, que será alrededor del 30 por ciento. Pero el primer mapa del territorio, que incluye todos los poblados en Judea y Samaria, ya ha sido publicado con el Plan de Paz Trump en enero.

Netanyahu esbozó lo que llamó los cinco principales desafíos que enfrenta la nación.

Primero, restaurar los trabajos que se perdieron debido al coronavirus. Estoy hablando con los trabajadores autónomos. Nos comprometemos a devolver a la gente lo que ha perdido. No dejaremos atrás a los heridos. Al mismo tiempo, tenemos que aprobar el presupuesto del estado, necesitamos un presupuesto muy grande y complicado que debe tener en cuenta la recuperación y el retorno al crecimiento”, dijo.

La segunda cosa es la necesidad de prepararse para una segunda ola mundial de coronavirus. Todos acogemos con satisfacción el gran éxito [Israel] en el tratamiento del coronavirus, el mundo entero está hablando de ello. Ahora sólo hay unos pocos casos nuevos por día. Tuvimos relativamente pocas muertes, pero por supuesto, cada una de ellas es una tragedia”.

Tenemos que estar preparados para la posibilidad de que lo que sucedió en 1918 pueda volver a suceder, una segunda y peor ola después de un año. Esto significa que necesitamos muchas pruebas. En la reunión de gabinete de ayer [domingo], establecimos el ‘gabinete de la corona’, y por supuesto trabajaremos con los comités pertinentes de la Knesset”.

La tercera cosa es la seguridad. Nuestros enemigos no se detienen ni un momento, y no hemos dejado de frustrarlos. Estamos trabajando contra Irán y sus satélites en todas partes. Estamos evitando que nos amenace no sólo con armas nucleares, sino también con otras tácticas”, dijo Netanyahu.

La cuarta cosa es repeleer la amenaza de la Corte Penal Internacional en La Haya. Esa es una nueva arena, donde están tratando de atacar a los soldados de las FDI. Necesitamos repeler estos intentos, deslegitimarlo”.

La quinta cosa es aplicar la soberanía al territorio de nuestra patria. Tenemos una oportunidad histórica que no hemos tenido desde 1948 de aplicar la soberanía sabiamente en Judea y Samaria, como un paso diplomático y soberano. Esta es una oportunidad que no podemos dejar pasar”, declaró Netanyahu.

Objeciones de dirigentes árabes

La mayoría de los dirigentes árabes, incluido el Rey de Jordania, han mostrado su desacuerdo con la iniciativa israelí, pero a pesar de ello Netanyahu está dispuesto a seguir adelante.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here