75 años de la liberación de Auschwitz comenzó a ser conmemorada en Jerusalem

0
325

Jerusalén capital del mundo en este momento,  contempla cómo van llegando líderes de todo el mundo, para lo que es el mayor acontecimiento que haya registrado la capital de Israel: los actos con motivo del 75 aniversario de la liberación del campo de concentración de Auschwitz, lo que permitirá la presencia de más de 40 líderes mundiales, entre reyes, presidentes y jefes de Estado.

Mario Beroes-Apolinar Martínez/Israel Internacional

El presidente de Francia, Emmanuel Macron,quien fue uno de los primeros en arribar visitó el Muro Occidental en la Ciudad Vieja de Jerusalén convirtiéndose en el primer líder francés en visitar el Muro Occidental desde Jacques Chirac durante una tensa visita a la Ciudad Vieja en 1996.

El Muro Occidental, uno de los lugares más sagrados del judaísmo después del Monte del Templo, es políticamente significativo porque está situado en el este de Jerusalem.

Las decisiones de los líderes mundiales de visitarlo se consideran a menudo como una declaración de política con respecto a la soberanía israelí sobre la zona o como un desprecio de la misma.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, fue el primer titular de su cargo que realizó una visita de este tipo mientras se desempeñaba como presidente de los Estados Unidos. Cuando Chirac fue, según el Irish Times, estaba acompañado por Leila Shahid, que en ese momento era la embajadora de la OLP en su país.

Condena al antisionismo

El presidente francés Emmanuel Macron condenó el miércoles el antisionismo como algo que no difiere del antisemitismo, al reunirse con los líderes israelíes durante su estancia en Jerusalem para asistir al Foro Mundial del Holocausto.

En la Residencia Presidencial, Macron le dijo al presidente Reuven Rivlin;que Francia estaría “comprometida y activa” en la lucha contra el antisemitismo bajo su supervisión.

Decidimos hablar del tema del antisionismo como antisemitismo de manera directa y clara. El antisionismo no es diferente del antisemitismo”, una declaración de la oficina de Rivlin citó a Macron diciendo.

Macron dijo que, aunque tal posición no significa que los países no puedan estar en desacuerdo, “negar el derecho del Estado de Israel a existir es una versión moderna del antisemitismo”.

También reconoció el creciente antisemitismo en Europa y Francia, calificándolo de “enfermedad muy grave”, y dijo que la reunión de los líderes mundiales en Israel para conmemorar los 75 años de la liberación de Auschwitz envió un poderoso mensaje contra el odio a los judíos.

Vine por Israel, por lo que representa la Shoah y por la memoria del Holocausto, para unirme a ustedes en la importante declaración contra el antisemitismo”, dijo.

El mes pasado, los legisladores franceses aprobaron un proyecto de resolución respaldado por un miembro del partido de Macron que llama al odio contra Israel una forma de antisemitismo.

La resolución también insta al gobierno francés a adoptar la definición de antisemitismo de la Alianza Internacional para el Recuerdo del Holocausto, que dice que las formas de vitriolo contra Israel, incluyendo la comparación con la Alemania nazi, son ejemplos de antisemitismo, aunque criticar las políticas de Israel no lo es.

Felipe VI único orador

El rey Felipe VI se encuentra ya en Jerusalén para asistir al V Foro Mundial sobre el Holocausto, junto con más de 30 jefes de Estado y de Gobierno de todo el mundo.

Compartirá espacio con los presidentes de Rusia, Francia y Alemania, e incluso con el vicepresidente de Estados Unidos. Se conmemora el 75 aniversario de la liberación del Campo de Concentración de Auschwitz en Polonia.

Durante la jornada del miércoles, el monarca tendrá un importante papel en la cena de bienvenida ofrecida por el presidente de Israel en su residencia, ya que va a ser el único jefe de Estado que tome la palabra. Felipe VI ostenta un cargo honorífico de «rey de Jerusalén».

El avión de la Fuerza Aérea Española en el que voló el monarca llegó al aeropuerto internacional de Ben Gurion, en Tel Aviv, a las 15.40 horas.

Don Felipe viaja acompañado de la nueva ministra española de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya. El ministro de Turismo en funciones de Israel, Yariv Levin, dio la bienvenida al rey al pie de la escalerilla del avión.

En el recibimiento, también estuvieron el embajador de España en Israel, Manuel Gómez-Acebo, y la de representante diplomática israelí en Madrid, Rodica Radian-Gordon.

Desde Tel Aviv, el rey  a Jerusalén para participar en la cena que el presidente de Israel, Reuven Rivlin, va a ofrecer en su residencia a los más de 40 mandatarios extranjeros que asisten al V Foro Mundial sobre el Holocausto, en el que se va a recordar el exterminio nazi y se va a hacer un llamamiento para frenar el antisemitismo.

Además de Rivlin, el monarca va a ser el único que va a tomar la palabra en la cena de bienvenida en la residencia del jefe de Estado israelí.

Mañana, jueves, tendrá lugar la conferencia en el Museo del Holocausto (Yad Vashem), donde intervendrán los presidentes de Rusia, Vladimir Putin; Francia, Emmanuel Macron; Alemania, Frank-Walter Steinmeier, y el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here